Dom. Abr 21st, 2024

La controversia en torno a la presidenta ejecutiva del Patronato Nacional de la Infancia (PANI) y ministra de la Niñez y Adolescencia, Gloriana López Fuscaldo, ha alcanzado su punto máximo en la Asamblea Legislativa, donde se ha incrementado la presión para que renuncie o sea destituida de su cargo.

Las fracciones del PUSC y del PLN se han sumado al llamado para que las renuncien por responsabilidad política

El motivo de la petición radica en las múltiples inconsistencias en el abordaje de atención del caso de la menor de 13 años que dio a luz producto de una relación impropia, cuya bebé ha estado desaparecida durante los últimos 10 días. Según se ha trascendido en las últimas horas, el PANI tenía conocimiento de la situación desde hace varios meses, pero no actuó conforme a lo establecido en estos casos.

La situación ha generado un amplio descontento en la sociedad, que clama por justicia para la menor y su bebé desaparecida, y exige la renuncia de López Fuscaldo como responsable del PANI.

Ante esta situación, la presidenta del PANI señaló que «al respecto, reiteramos que la absoluta prioridad del país y del PANI es encontrar a la niña secuestrada y proteger integralmente a la madre y al resto de la familia. Comprendemos la facultad de los diputados de hacer control político, pero consideramos que este es un tema demasiado delicado como para instrumentalizarlo políticamente» por lo que no tiene pensado renunciar.

Avatar